03. EE.UU.: Nueva York aprueba el matrimonio homosexual

Los activistas impulsores del matrimonio homosexual consiguieron en la noche el 24 de junio una victoria histórica al aprobar el Senado del estado de Nueva York una propuesta de ley que permitirá las bodas de personas del mismo sexo. Nueva York se convertirá así en el sexto estado del país, y el más populoso, en adoptar el matrimonio gay.

Horas después de la aprobación de la propuesta por las dos Cámaras legislativas estatales, el gobernador Andrew Cuomo, un gran defensor de las uniones de personas del mismo sexo, estampó su firma en el texto. Una vez convertida en ley, las parejas homosexuales deberán esperar un mes para unirse en matrimonio en Nueva York.

La enorme importancia de la votación reside no sólo en el considerable tamaño del estado de Nueva York, lo que permitirá doblar el número de estadounidenses homosexuales que pueden casarse, sino en la gran influencia cultural que ejerce sobre el resto del país. Históricamente, la Gran Manzana ha marcado las nuevas tendencias sociales, que luego se han expandido por todo EE.UU.

Por esta razón, centenares de personas celebraron la votación como un verdadero hito histórico, ondeando la bandera del arco iris frente a la sede del Senado estatal, así como los bares de ambiente gay de la ciudad de Nueva York.

“Con todo el mundo mirándonos, el legislativo, con un voto bipartidista, ha dicho que todos los ciudadanos de Nueva York son iguales ante la ley”, declaró entusiasmado el gobernador Cuomo. Por su parte, el alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, estimó que el voto es “un triunfo histórico para la igualdad y la libertad”.

Los activistas de ambos lados en este debate intensificaron sus campañas de presión sobre los legisladores en los días que precedieron la votación, habida cuenta del equilibrio existente en la Cámara Alta entre legisladores favorables y contrarios a la medida. Todo tipo de personalidades, entre ellos actores, deportistas, e incluso el ex presidente Bill Clinton participaron en actos a favor y en contra del matrimonio gay.

Los votos decisivos

Después de semanas de suspenso, el senador republicanoStephen Saland, anunció su voto afirmativo en el mismo hemiciclo, rompiendo el equilibrio en favor de la legalización del matrimonio gay. Finalmente, la votación, que se había pospuesto en diversas ocasiones, se saldó con 33 votos a favor, y 29 votos en contra.

Saland justificó su voto por motivos de conciencia, y en la consecución de la introducción de una enmienda que exime a las organizaciones religiosas de cumplir esta ley. “He definido hacer lo correcto como tratar a las personas con igualdad. E igualdad incluye la definición de matrimonio. Me temo que haber hecho lo contrario habría sido oponerme a mi educación”, declaró Saland, que sí había votado en contra en 2009.

-

Tras el anuncio de Saland, otro senador republicano, Mark Grisanti, que había mantenido en secreto su posicionamiento sobre este asunto hasta el último momento, acabó sumándose a la mayoría, y convirtiéndose en el voto número 33.

De acuerdo con las últimas encuestas, y tras un vuelco considerable en los últimos años, ya existe una mayoría clara de norteamericanos que aprueban el matrimonio homosexual. En concreto, en un sondeo de Gallup, un 53% de los ciudadanos expresó una opinión favorable por un 44% que expresó una opinión contraria.

Además de Nueva York, el matrimonio entre personas del mismo sexo es también legal en los estados de Massachusetts, Connecticut, Iowa, Vermont, y New Hampshire, además del Distrito de Columbia, el nombre administrativo de Washington, la capital del país.

Obama respalda la medida

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, durante un acto para recaudación de fondos para su campaña electoral a la presidencia del próximo año y el primero entre la comunidad gay, dijo que las parejas homosexuales merecen tener “los mismos derechos” que cualquier otra pareja en el país.

JPEG - 51.9 KB
Barack Obama Presidente de EE.UU.

“Nuestros legisladores nos han escuchado, han oído la voluntad de una mayoría de casi el 60% (de los neoyorquinos favorables a la ley)”, dijo en un comunicado el director ejecutivo de la organización defensora de los derechos de los homosexuales’Empire State Pride Agenda’, Ross Levi.

El matrimonio entre personas del mismo sexo tiene una consideración dispar en Estados Unidos pues mientras estados como Massachusetts, Nueva Hampshire, Vermont, Connecticut y Iowa, además de Washington DC, y ahora Nueva York, permiten las bodas entre parejas del mismo sexo, California lo prohibió después de someterlo a referéndum.

La batalla estado por estado del matrimonio homosexual se ha convertido en un contencioso social en EEUU, de cara a las elecciones presidenciales y al Congreso que se celebrarán en 2012.

Fuente: El Mundo



Contenidos relacionados


¿Te gustó este artículo? Déjanos tus comentarios.